Testigos de un crimen

© Alberto García-Alix. Cortesía del artista y de la Galería Juana de Aizpuru © COLECCIONES FUNDACIÓN MAPFRE

García-Alix, Alberto

León, 1956


Testigos de un crimen

2010


TÉCNICA

Gelatino-bromuro de plata y baño de selenio

MEDIDAS

Medida mancha: 47,7 × 47,2 cm (18 3/4 × 18 9/16 in.)
Medida papel: 56,9 × 50,1 cm (22 3/8 × 19 3/4 in.)

INVENTARIO

FM002209

CLASIFICACIÓN GENÉRICA

Fotografía

DESCRIPCIÓN

En los retratos de García-Alix encontramos una atmósfera de confianza y relajación, incluso en personajes de los que se podía esperar cierto distanciamiento y desafío. García-Alix se sumerge en un mundo personal que comparte con su familia, sus parejas, sus colegas o animales, y que incluye también estancias y objetos. Es fundamentalmente un retratista, incluso cuando no aparece nadie en la imagen.
A veces lo cotidiano de cada persona es lo más extraño y difícil de desentrañar, pues se trata de lo más íntimo y diferente de cada uno. La fotografía tiene la capacidad de mistificar esa realidad, pero la mirada de Alix es franca, comparte con nosotros sus vivencias en un territorio fértil para propiciar una creatividad espontánea que no necesita recurrir a temáticas construidas y que no tiene ningún tipo de limitación. Comenzó a fotografiar sin un conocimiento claro del medio y esa libertad facilitó la frescura de una obra que, con el paso del tiempo, ha pasado a formar parte del imaginario de una época.
García-Alix conoció el trabajo de Diane Arbus cuando ya llevaba un tiempo fotografiando, pero le impactó tanto como lo habían hecho los retratos de August Sander, no solo por el poder de la imagen, sino por la poesía de la imagen. Los retratos de Alix tienen esa cualidad de perdurar en el tiempo como retratos de una parte de la sociedad y una época. Como había hecho Arbus una década antes en Nueva York, Alix se enmarca en ese movimiento de la fotografía que a partir de los setenta da visibilidad a los marginados y que, en su caso, le ayuda a reafirmarse y a establecer una relación con la sociedad. Nos relata sus pasiones en el seno de un ambiente rockero del que no es un espectador externo, sino un miembro de la comunidad. Se trata de un manifiesto sincero sobre una forma de vivir: un espacio, una estética, unos fetiches. Su trabajo es un diario de a bordo sobre sus compañeros de viaje, de quienes extrae su fuerza, pero también su candor. En la aparente fiereza que comparte con ellos se descubre el elemento revelador de una sensibilidad frágil y tierna.

BIBLIOGRAFÍA

Les Nouveaux  Imaginaires. Europalia. Museo de la Fotografía. Charleroi. (Bélgica) Ministerio de Cultura, 1985.

Alberto García-Alix, Fotografías. Textos de Luis Revenga (Más allá del darse) y Francisco Rivas (“El guión de una leyenda”). La Cúpula. Madrid, 1986.

Mujeres. Alberto García Alix. Ediciones Cúbicas. Madrid, 1989.

Alberto García-Alix. Fotografies. Sala d’Exposicions. Universitat de València, 1989 y 1991. Texto de Francisco Rivas (“El guión de una leyenda. Segunda Parte”).

Cuatro direcciones, Fotografía contemporánea española (1970-1990). Manuel Santos. Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía. Lunwerg Editores. 1991

Aquí y Ahora “Elogio del individualismo” Javier Olivares. Canal    de Isabel II. Madrid, 1991.

Solo se vive una vez. Esplendor y ruina de la movida madrileña. “El logotipo de un sueño” Conversación con Alberto García-Alix de quien se reproducen seis fotografías, José Luis Gallero. Árdora Ediciones, Madrid, 1991.

Los Malheridos, los bienamados, los traidores. Alberto García-Alix. Fotografías. Universidades de Valencia y Salamanca.1993. Textos de Salvador Albiñana (“A cuentas con la vida”) Alberto García Alix (“Los malheridos, los bienamados, los traidores) y Francisco Rivas (El guión de una leyenda. Tercera entrega)”.

Bikers. Texto y fotos de Alberto García-Alix. La Tripulación. Madrid, 1993.

Madrid visto por… (III) Lola Garrido. Fundación Cultural Banesto. Madrid, 1994.

La doble abstracción. Textos de Gonzalo García Pino (“Tres Disparos”) y Alberto García Alix (“el eco de los pasos”) Centro Albert Borschette. Bruselas, 1995.

Retratos. Fotografía española 1848-1995. Marta Canals. Fundación Caixa de Catalunya. Barcelona. 1996.

Poética. La Tripulación, Madrid 1997.

Fotografía española. Un paseo por los noventa. Sin ideas preconcebidas(Texto de Alberto García-Alix). Ayuntamiento de    Las Rozas, Madrid, 1998.

Alberto García-Alix, Fotografías, 1977-1998, Tf. Editores & La Fábrica. Madrid, 1998. Textos de Emilio Sola, Borja Casanl, Gonzalo García Pino, Ray Longa, Ana Curra, Alberto García-Alix, Mireia Satís, José Luis Gallero.

Autorretratos. Galería H2O

Llorando a aquella que creyó amarme. Ministerio de Cultura. 2002

Lo que dura un beso. Galería Kamel Mennour, París. 2002

Je t’en prie. Mi alma de cazador en juego. Museo Internacional de Arte Contemporáneo de Lanzarote. Cabildo de Lanzarote. 2004

No me sigas… estoy perdido. La Fábrica, No hay penas y la Fundación Canal Isabel II. 2006

De donde no se vuelve.  Editorial La Fábrica, Madrid 2008

Moriremos mirando. Editorial La Fábrica. Madrid, 2008

Alberto García – Alix nº 55, Colección Photobolsillo. Editorial La Fábrica. 2009

Lo más cerca que estuve del Paraíso. Editorial La Fábrica. Madrid. 2009

El Paraíso de los creyentes. Ediciones La Oficina. 2011

Alberto García-Alix – Diaporamas. Editorial Cabeza de Chorlito. Madrid 2012

Asturias Patria Querida. Dentro de la serie. Miradas de Asturias. Editor: Fundación María Cristina Masaveu Peterson. Gijón. 2012

Air_Port_Art. Nueva visión colección AENA Arte Contemporáneo. Las Cigarreras Cultura Contemporánea. 2012

Colaboración en el libro “Cuando el tiempo se para”. Asociación FOCUS. León. Diciembre 2013

Autoretrat/Self-portrait. Editorial La Fábrica y el Ayuntamiento de Barcelona. 2013

Un Horizonte falso. Maison Européene de la Photographie. París. 2014

FECHA DE INGRESO

2013

PROCEDENCIA

Galería Juana de Aizpuru

SOBRE LA OBRA

FUNDACIÓN MAPFRE ha realizado una adquisición que ofrece una mirada amplia sobre la carrera del artista, con obras que abarcan de 1978 a 2011: autorretratos (Autorretrato en moto, 1978); retratos icónicos a día de hoy (La gordita del barrio, 1987, o La princesita, 1988); además de obras recientes, como Testigos de un crimen, de 2010, o Monólogo con un cuervo, de 2011, donde la búsqueda interior se refleja en lo más ajeno, más lejano, como un pájaro o una planta.

Alteradas presencias

Alteradas presencias

García-Alix, Alberto

En los retratos de García-Alix encontramos una atmósfera de confianza y relajación, incluso en personajes de los que se podía esperar cierto distanciamiento y desafío. García-Alix se sumerge en un mundo personal que comparte con su familia, sus parejas, sus colegas o animales, y que incluye también estancias y objetos. Es fundamentalmente un retratista, incluso…

Testigos de un crimen

Testigos de un crimen

García-Alix, Alberto

En los retratos de García-Alix encontramos una atmósfera de confianza y relajación, incluso en personajes de los que se podía esperar cierto distanciamiento y desafío. García-Alix se sumerge en un mundo personal que comparte con su familia, sus parejas, sus colegas o animales, y que incluye también estancias y objetos. Es fundamentalmente un retratista, incluso…

Monólogo con un cuervo

Monólogo con un cuervo

García-Alix, Alberto

En los retratos de García-Alix encontramos una atmósfera de confianza y relajación, incluso en personajes de los que se podía esperar cierto distanciamiento y desafío. García-Alix se sumerge en un mundo personal que comparte con su familia, sus parejas, sus colegas o animales, y que incluye también estancias y objetos. Es fundamentalmente un retratista, incluso…

Virginia

Virginia

García-Alix, Alberto

En los retratos de García-Alix encontramos una atmósfera de confianza y relajación, incluso en personajes de los que se podía esperar cierto distanciamiento y desafío. García-Alix se sumerge en un mundo personal que comparte con su familia, sus parejas, sus colegas o animales, y que incluye también estancias y objetos. Es fundamentalmente un retratista, incluso…

Señor Stoneman (El Secretarío)

Señor Stoneman (El Secretario)

García-Alix, Alberto

En los retratos de García-Alix encontramos una atmósfera de confianza y relajación, incluso en personajes de los que se podía esperar cierto distanciamiento y desafío. García-Alix se sumerge en un mundo personal que comparte con su familia, sus parejas, sus colegas o animales, y que incluye también estancias y objetos. Es fundamentalmente un retratista, incluso…

El amo de la calle

El amo de la calle

García-Alix, Alberto

En los retratos de García-Alix encontramos una atmósfera de confianza y relajación, incluso en personajes de los que se podía esperar cierto distanciamiento y desafío. García-Alix se sumerge en un mundo personal que comparte con su familia, sus parejas, sus colegas o animales, y que incluye también estancias y objetos. Es fundamentalmente un retratista, incluso…

VER TODAS LAS OBRAS

COMPARTIR Y DESCARGAR

  • Link